En mis últimos artículos he estado hablando de las emociones y de la empatía, específicamente el daño que nos hace ser empáticos cuando no sabemos manejar nuestras emociones, ya que lo que hacemos es unirnos al dolor de los demás y hacernos daño individualmente y como sociedad. 

Hoy quiero hablar de la indiferencia entre los seres humanos, lo cual es simplemente una protección o máscara que nos hemos puesto ya que es imposible que un ser humano no sienta nada ante determinada persona, situación o circunstancia. Se puede decir que la indiferencia es lo contrario a la empatía; sin embargo las dos, mal manejadas no hacen daño tanto individualmente como sociedad. 

La indiferencia es la acción más cobarde e ignorante en un Ser Humano. 

En este VIDEO lo explico con más detalles La Indiferencia

Sí, así es como yo lo veo. Si algo me ha dolido en la vida es la indiferencia de personas que amo o que son importantes para mi. Nunca he tomado las cosas personales y se manejar mis emociones, pero sería un engaño decir que no me duele o que no siento nada cuando una persona que es importante para mi actúa como si yo no existiera o como si no le importara. Lo peor que podemos hacer como seres humanos es negar o reprimir nuestras emociones, el dolor es pasajero si sabemos manejarlo y dirigirlo; por lo tanto el reconocer que me duele la indiferencia de algunas personas o me ha dolido me ayuda a sanar y a conocerme cada vez más. 

Es muy común ir por la vida creyendo que no nos importan las personas, lo que hagan o digan los demás o lo que le suceda a otras personas, y eso son simplemente máscaras que nos hemos puesto o hábitos (programas grabados en nuestra mente subconsciente) que hemos adquirido para protegernos a nosotros mismos. Esto, en lugar de ayudarnos y hacernos mejores (más conscientes) seres humanos nos hace daño y nos convierte en una sociedad cada vez más caótica y destructiva. 

¿Qué es realmente ser indiferente? Ser indiferente es ser insensible, no sentir nada, y como lo dije hace un momento, eso es imposible para un ser humano. Una cosa es que lo quiera ignorar y otra cosa es que no sienta nada. 

Hay muchas maneras de ser indiferente y hoy quiero hablar de tres que son las que yo considero más comunes y más importantes:

1. Ser indiferente con una persona en específico, personas que conocemos y nos importan. Esta es la que yo he experimentado que duele más y hace más daño a los seres humanos. Es muy común en las relaciones humanas, cuando alguien se molesta o se enoja con otra persona, lo primero que hace es ignorarla completamente en lugar de abrir la comunicación y sanar la relación. Otra manera de usar la indiferencia es cuando hemos creado el hábito de no contestar o no responder a las personas que nos hacen alguna pregunta o nos piden alguna explicación de algo. El ego juega un papel muy importante en ser indiferentes. Vamos por la vida ignorando a los demás, y cuando alguien nos ignora entonces no lo comprendemos o hasta nos quejamos. 

Esta manera de ser indiferente es muy común porque la causa es no saber comunicarnos, ¿Quien nos ha enseñado a comunicarnos en un Sistema de Obediencia? No sabemos comunicarnos ni expresar lo que sentimos, por eso huimos de lo que no sabemos como resolver. 

¿Qué pasa cuando alguien nos debe dinero? Aplica la indiferencia evadiendo nuestros mensajes. Lo más fácil es esconderse o alejarse de las personas porque no sabe como resolver la situación. 

¿Qué pasa cuando alguien cometió un error y se siente avergonzado? Se esconde e ignora todos nuestros mensajes. 

¿Qué pasa cuando alguien no sabe qué decir ante determinada situación? La manera más fácil es no dar la cara y huir de las cosas. 

Todos estos son maneras de ser indiferente y la mayoría de las veces lo único que hace es complicarnos la existencia. Lo más sano es aprender a comunicarnos y cultivar el hábito de relacionarnos sanamente con los demás.

2. Ser indiferente con las personas que nos rodean. Vivimos una vida tan ocupada y estresante que hacemos invisibles a las personas que nos rodean. Ya ni siquiera tenemos el hábito de saludar a las personas que nos encontramos en nuestro camino. Estamos viviendo una soledad acompañada porque ni siquiera nos relacionamos con las personas con las que vivimos. Vivimos bajo el mismo techo y somos indiferentes con las personas que viven en nuestra propia casa. Trabajamos con las mismas personas todos los días y pareciera que no nos importan esas personas. No hablo de meterse en la vida de los demás, hablo de ver la grandeza en esas personas y bendecirlas diariamente. Hablo de crear relaciones sanas, amorosas y duraderas con las personas que nos relacionamos todos los días o constantemente.

Es hermoso ir por la vida bendiciendo a cada persona que encuentras en tu camino, tanto las que viven en tu casa, con las que trabajas como aquellas que las encuentras una vez en la vida. 

3. Ser indiferente con las circunstancias que suceden a nuestro alrededor. El ser humano es automático y se ha acostumbrado a ser indiferente con lo que sucede a su alrededor. Una vez más, no hablo de unirme al dolor de los demás, ni a la controversia o lucha de los demás. Hablo de usar la compasión activa, sí, ver la grandeza en los demás, confiar y ver lo mejor de cada situación, ser el ciudadano que la sociedad requiere para vivir en paz y en amor. ¿Se oye complicado verdad?

El ser indiferente no soluciona nada, porque es una máscara o un engaño en el que hemos caído los seres humanos. El ser indiferente solamente crea más caos y problemas. Huir de las personas, de las cosas o de las circunstancias nunca va a solucionar ni a mejor nada en nuestra vida, ni en la vida de los demás, ni en nuestra sociedad. Es urgente aprender a ser empáticos, pero aprendiendo a manejar nuestras emociones para poder ver la grandeza en las personas, aprender a comunicarnos y a ver lo mejor en cada situación. 

Cada ser humano cosecha lo que siembra, que es lo mismo decir que cada ser humano tiene lo que merece…¿Tienes lo que mereces en tu vida? Yo creo que si, si no te gusta es simplemente porque eso has sembrado, así que empieza a sembrar lo que quieres cosechar, tanto en tu vida personal, como en tu vida familiar y en el mundo entero. 

¿Ya viste el VIDEO donde lo explico con más detalles? La Indiferencia

Abrazos y bendiciones,

Patricia Anaya

Las inscripciones para la Tercera Generación del Curso de Certificación de YoSoyAbundancia ya están abiertas, empezamos en marzo del 2022. Contáctame Hoy mismo…¡Agenda tu sesión de 30 minutos con Patricia Anaya y aclara todas tus dudas!

Te puedo garantizar que no hay otro curso en el mercado tan simple y práctico como este…

Pica este enlace para más información Curso de Certificación YSA o contáctame directamente al 626-264-0094 

____________

Si vives en Estados Unidos y deseas adquirir la Colección de los tres libros, contáctame en mi Facebook www.facebook.com/brainywoman o a mi WhatsApp al 626-264-0094

Si vives en cualquier otro país puedes comprar los libros en Amazon en este enlace:

Yo Soy Abundancia Patricia Anaya

_________________

¿Quieres aprender más sobre ESPIRITUALIDAD PRACTICA? Ya viene la Membresía de YoSoyAbundancia para ti que quieres practicar la espiritualidad en tu vida diaria y saber más sobre temas como la intuición y sus canales, divinidades, la muerte, después de la muerte, los registros akáshicos, vidas pasadas o reencarnación…y muchos más. Contáctame para más informes 😉  

Si deseas más, te invito a que seas parte de la comunidad de Yo Soy Abundancia en Facebook, donde tienes material para empezar a practicar tu grandeza diariamente. Unete en www.facebook.com/yosoyabundancia.me