La obediencia es la peor manera de educar a las personas. La obediencia crea dependencia total y control de las personas (masas). La Obediencia es esclavitud emocional.

No se que pienses y creas tú, pero eso es lo que yo creo. Entre más aprendo acerca de cómo creamos la vida los seres humanos y como trabajamos en automático dependiendo de los programas (Creencias y Hábitos) que nos han programado en nuestra mente subconsciente más entiendo el gran poder que tienen nuestras Autoridades y los sistemas de educación para decidir el tipo de vida que tendremos de adultos. Vivimos en un sistema basado en la obediencia el cual controla nuestra manera de creer (lo que creemos) y por lo tanto nuestra vida.

Yo llamo Autoridades a toda fuente de información en la que ponemos nuestra confianza o creemos fácilmente, como nuestros padres, el doctor, el maestro, lideres religiosos, personajes famosos, medios de comunicación, y hasta las redes sociales se han convertido en una Autoridad. Y especialmente para eso hemos sido programados para crear (y ser) Autoridades y obedecerlas a ojos cerrados, sin darnos permiso de poner en duda o evaluar lo que nuestras Autoridades dicen.

Todo empieza en el hogar, donde los padres de familia se convierten en la primera Autoridad al creerse que tienen el derecho y la obligación de decirles a los hijos lo que pueden y no deben hacer, solamente porque ellos son los adultos. Desde mi punto de vista los padres de familia no somos autoridades para nuestros hijos, sino guías y maestros (lideres) para poder realmente sacar lo mejor de cada uno de nuestros hijos. Nuestra responsabilidad como padres es enseñar a nuestros hijos a conocerse a ellos mismos y descubrir el mundo, pero desde el punto de vista de ellos y no de nosotros.

Después del hogar este patrón se repite en la escuela, la iglesia, la comunidad, el trabajo y así sucesivamente en todas las áreas de la vida, simplemente porque es el mismo patrón para todos los seres humanos, obediencia a nuestras Autoridades. Olvidándonos totalmente que la vida de cada ser humano es individual y única porque él mismo tiene el poder de crearla de adentro hacia afuera, y no desde el punto de vista de la sociedad y medio ambiente.

Hace unos días encontré esta frase en facebook: «La educación no consiste en llenar la mente con conceptos y formas de hacer (y ser), sino en liberarla para que sea realmente libre para pensar y crear», y aunque no tenia de donde fue tomada, me encantó, porque describe exactamente lo que es realmente educar. Desafortunadamente no tiene nada que ver con nuestra realidad, ya que lo que más predomina son conceptos, creencias e ideas que son impuestos y que debemos obedecer si queremos ser aceptados en la sociedad en la que vivimos.

Todos los días experimento con mi hija en la preparatoria (High School) su frustración de practicar conceptos que solamente enseñan a obedecer y seguir reglas que los maestros y el sistema han impuesto sin sentido alguno (por lo menos para nosotras). Especialmente, cuando se ha criado a una hija para pensar, evaluar, decidir y defender sus propios conceptos e ideas.

Por supuesto que es mucho más fácil obedecer que Ser responsable. Obedecer es simplemente seguir lo que alguien mas dice u ordena, en cambio Ser responsable implica tomar decisiones y riesgos propios. Esto lo vivo todos los días al trabajar con mujeres con «negocios propios» (Ventas Directas en Red) que les cuesta demasiado trabajo el aprender a tomar decisiones por su cuenta y respetar su palabra (ser sus propias jefes), por el simple hecho de estar programadas para obedecer las ordenes de un patrón o jefe. La mayoría abandona la maravillosa oportunidad de tener su propio negocio por «no poder» tomar decisiones por ellas mismas y comprometerse con ellas.

Te invito a considerar y autoevaluarte para que te des cuentas si en realidad ejerces la libertad de creer solamente lo que te conviene, te hace bien y te lleva a crear la vida que deseas o si simplemente crees en las cosas porque alguna Autoridad la puso en tu mente y tu simplemente le creíste aunque eso te limite y te mantenga creando una vida que no deseas.

Y por supuesto, si eres mamá o papá te invito a que evalúes (sin juzgarte) si eres una Autoridad para tus hijos o si realmente los enseñas y guías para sacar lo mejor de ellos, incluyendo el ser independientes, responsables y auténticos. Estoy segura que eres la mejor mamá o papá para tus hijos que puedes ser, sin embargo nunca está de más autoevaluarnos para mejorar.

El tema de la obediencia y las Autoridades crean siempre controversia por el simple hecho de que son los que rigen nuestra vida, sin embargo en un debate o diferencia de opiniones no se trata de ver quien tiene la razón o cual de las opiniones es correcta ya que NO hay verdad absoluta. Se trata de conocer otras posibilidades para evaluarlas con una mente abierta y ver si alguna de ellas me sirve para crear la vida que YO deseo, que al final de cuentas eso nunca va a cambiar: Tu (Yo) estás creando tu vida en base a lo que crees, te sirva o no para tener la vida que deseas.

Abrazos y bendiciones,

Patricia Anaya

Patricia Anaya es la creadora del programa, membresía y la comunidad de YoSoyAbundancia.me y autora del Libro para niños «Los Tres Poderes, ¡La Magia de Amarse a uno Mismo! (www.LosTresPoderes.com) y «The Three Powers, Magic to Love Yourself! (www.TheThreePowers.com).

Únete a nuestra comunidad en facebook http://www.facebook.com/yosoyabundancia.me

¿Ya recibiste tu regalo? Recibe GRATIS «10 Secretos para Manifestar tu Felicidad y Abundancia Diariamente», Visita hoy mismo http://www.YoSoyAbundancia.me